miércoles, 19 de noviembre de 2008

Un buen e-mail de marketing: Cómo hacer que un email venda por usted.

El email es un poderoso instrumento del Marketing Directo y permite que las comunicaciones de marketing logren resultados valiosos. El email no tiene casi ningún costo, salvo el costo de hacerlo. Por lo tanto, hacerlo bien y hacerlo mal es casi lo mismo, salvo por los resultados. Y como siempre estamos escribiendo emails diferentes, creemos que podemos hacerlo. Aquí van algunas sugerencias para que sus emails de marketing sean profesionales y generen valiosos resultados.

Tiene un “Asunto” pertinente
El “asunto” es lo primero que verá, y en la mayoría de los casos, la decisión si el email se abre o se tira, dependerá de lo que diga. El “Asunto” debe ser interesante, pertinente y verdadero. Muchas veces dedicamos mucho tiempo a escribir el email, pero poco al asunto. ¡Es un error! Si nos equivocamos acá, perdemos todo el trabajo.

Es claro y directo
No es una novela de suspenso. El texto debe ser claro y conciso. Diga lo que quiera decir, y recuerde que si puede ser malinterpretado, será malinterpretado.

Va al punto en el primer párrafo
El primer párrafo ya debe incluir el punto principal. En muchos casos la persona leerá solamente hasta aquí. El primer párrafo es, entonces, su oportunidad de llamar la atención y comunicar el punto.

Cuenta una historia
Todos amamos las historias. Y si bien no siempre el email será un cuento o relato. Pero debe explicarse la noticia, el producto o servicio, o la oferta, como una historia más para contar. Una historia donde hay personajes, trama, acción y resultados.

Se centra en el interés del lector, no el del vendedor
Todos luchamos con la tentación de centrarnos en nuestros propios intereses. Pero si queremos obtener la atención y conservarla unos momentos, tenemos que responder a sus preguntas y resolver sus problemas, no los nuestros.

Siempre tiene un “Call to action”
Nunca termine el email sin darle algo para hacer al lector. Después de leer el email, ¿qué puede hacer? Aquí van algunas posibilidades: 1) Responder al email; 2) Llamar por teléfono; 3) Ir al web site a leer más; 4) Reenviar el email a otra persona; 5) Pedir más información con solo apretar un botón.

Usa la firma de forma inteligente
La firma del email no solo provee información, también es el último llamado de atención y debe incluir un “call to action” también. La firma no debe ser de más de 5 renglones, y debe incluir: nombre, información de contacto, nombre de la empresa, un slogan. Si bien no haría falta poner el email, algunas personas no saben cómo obtenerlo, así que hay que evaluar si los lectores necesitan que la dirección de email esté ahí o no.

Es corto
Usted no tiene tiempo. Yo tampoco. Por lo tanto, sea breve, no le pida mucho tiempo al lector.

Tiene varios párrafos cortos
Tres párrafos cortos predisponen mejor a la lectura que uno solo largo. Aunque el total sea el mismo, el efecto sobre el lector es completamente diferente. Así que use este hecho a su favor.

Tiene subtítulos
Si necesita incluir más de un punto, use subtítulos para las divisiones lógicas del contenido. El subtítulo tiene que ser interesante, atraer a la lectura e introducir al tema siguiente.

Usa pocas fuentes
Hay que usar pocas tipografías por dos razones: una es la limpieza del diseño, y la otra es que usted tiene que estar seguro de que la computadora del lector las tendrá también. Nunca use más de dos tipografías diferentes. En casos excepcionales, puede usar tres.

Usa pocos recursos: negrita y normal
La mayoría de los casos no hace falta usar más recursos que negrita además del texto normal. A lo sumo, en algunos pasos puede remarcar algunas cosas usando itálica. Pero recuerde siempre mantenerlo simple.

No usa subrayado
¡Nunca! ¡Por ningún motivo! ¡No importa la excusa! ¡No subraye!

Es liviano, pesa poco al bajar
El email nunca debe pesar más de 30 kb. No importa que todos tengan banda ancha, el email debe bajar rápido. Conviene que las imágenes bajen aparte, después, cuando la persona abre el email.

No abusa de imágenes
Pregúntese: ¿qué vería el lector si no ve ninguna imagen? ¿cómo lo percibirían? ¿qué entendería? Las imágenes deben ser un complemento, pero no el eje de la comunicación. Por eso, use un fondo claro y texto oscuro, y nunca use una imagen como fondo del mensaje.

En Dael Marketing (www.dael.com.ar) nos especializamos en comunicaciones de marketing. Podemos hacer que sus comunicaciones sean más efectivas y usted obtenga mejores resultados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario